La casi-máquina del tiempo del Dr. Krásnikov (con entrevista al Dr. Krásnikov)

Máquinas del espaciotiempo

Aspecto hipotético de un agujero de gusano conectado con otro universo o con otro punto de este universo, por el que una nave espacial podría transitar. Imagen: NASA. (Clic para ampliar)

Aspecto hipotético de un agujero de gusano conectado con otro universo o con otro punto de este universo, por el que una nave espacial podría transitar. Imagen: NASA. (Clic para ampliar)

¿Quién no ha soñado alguna vez con viajar en el tiempo o con atravesar un portal en dirección a mundos remotos? A los ojos de mucha gente, esto son sólo fantasías o argumentos para historias de ciencia-ficción. Y sin embargo existen algunas personas, en las fronteras más inhóspitas de la física teórica, que estudian estas cuestiones en serio. Así, se convierten en los pioneros de la humanidad futura. Cuando Pitágoras o algún primo suyo dedujo que la Tierra era redonda, o cuando Eratóstenes de Cirene calculó su circunferencia, tampoco parecía que estos conocimientos tuvieran muchas utilidades prácticas: imagina dónde estaríamos ahora sin tales descubrimientos. O si Euclides de Alejandría o Apolonio de Perga hubieran dejado de ser geómetras cuando les preguntaron para qué servían todos esos dibujitos. Y si Maxwell hubiera considerado que eso del electromagnetismo no servía para gran cosa, la electrónica y las telecomunicaciones no habrían surgido jamás. Así funcionan las cosas: primero surge la ciencia pura, después viene la aplicada y finalmente se desarrolla la tecnología. Superada la Edad Media, sin ciencia pura, no hay tecnología ni progreso digno de mención.

Todo lo que somos capaces de hacer ahora mismo se origina en las cosas que pensaron los teóricos de hace decenas, cientos e incluso miles de años. Todo lo que hagan las generaciones futuras se sustentará en las cosas que piensen los teóricos de hoy en día. Una sociedad, una especie que renunciase a la ciencia teórica y a la especulación científica quedaría estancada para siempre, incapaz de avanzar, de evolucionar. Esas personas que estudian las cosas que aparentemente no sirven para nada son, en cada momento de la historia, los pioneros de las gentes que vendrán. Caminamos sobre los hombros de gigantes, y todo eso.

Permíteme presentarte a uno de estos pioneros: Sergei Krásnikov. Sergei Krásnikov es doctor en Física y trabaja actualmente como investigador en el Observatorio Astronómico Central de Pulkovo. Es experto en relatividad general, teoría cuántica de campos en espaciotiempos curvos y astrofísica de partículas, ¡casi ná!

La cosa no acaba ahí. En 1995, causó un impacto notable sobre la comunidad científica al proponer el tubo o metro de Krásnikov, una especie de agujero de gusano cuyos extremos se encuentran desplazados en el espacio pero también en el tiempo. Este tubo es una distorsión espaciotemporal que podría crearse de manera intencionada para viajar en el tiempo y también por el espacio a velocidades (no-locales) superiores a la de la luz. Utilizando uno de estos tubos, tendrías que viajar a tu destino por medios convencionales, pero podrías regresar a casa poco después de tu partida. Por ejemplo: sales de la Tierra en el año 2100, llegas a otro sistema solar en el 2700, y sin embargo regresas a la Tierra siendo aún el 2120. Extraño, ¿eh? Además, el Dr. Krásnikov ha trabajado también en un modelo de agujeros de gusano que podrían sostenerse a sí mismos, obteniendo así algo muy parecido a las puertas estelares estables. Vamos, que don Sergei no pierde el tiempo, ese que estudia tan profundamente, con cosillas de tres al cuarto. ;-)

El doctor Sergei Krasnikov. Foto: Alexander Friedmann Laboratory for Theoretical Physics.

El doctor Sergei Krasnikov, investigador del Observatorio Central de Pulkovo, Rusia. Foto: Alexander Friedmann Laboratory for Theoretical Physics.

A pesar de todo ello, el doctor Krasnikov resulta ser una persona de lo más amable y accesible, que no ha puesto ningún inconveniente en contestar a algunas preguntas sobre su trabajo para la Pizarra de Yuri. Gracias a eso, puedo ofrecerte hoy la siguiente entrevista exclusiva con una de las personas que más saben del mundo en materia de viajes no convencionales por el espaciotiempo. Él nos lo va a contar mucho mejor de lo que jamás sabría hacerlo yo:

El metro espaciotemporal de Krásnikov.

Muchas gracias por su valioso tiempo. ¿Cómo es la vida cuando los extremos más exóticos del conocimiento y de la realidad constituyen su pan de cada día?

La respuesta corta: interesante. La respuesta larga daría para un libro: «De consolatione physicae».

Dr. Krásnikov… ¿qué es un tubo de Krásnikov? :-)

Toma el espaciotiempo de Minkowski y ponle un sistema de coordenadas (esto es necesario para dar sentido a las palabras “cerca” y “lejos”). A continuación, sustituye una región de este espaciotiempo plano por otra que sea curva. Esta región se llama tubo de Krásnikov si reúne las siguientes condiciones:

1. Se encuentra por completo en el futuro desde el origen de coordenadas O (o sea, se puede decir que aparece debido a algo que sucedió en O).

2. En el futuro de O hay un punto muy distante (desde O) al que llamaremos D, que se encuentra al mismo tiempo en el pasado de un punto P muy próximo a O (por tanto, lo que describo es una “casi-máquina del tiempo”).

Así pues, hay una curva de tipo tiempo (la línea de universo de una nave espacial) que comienza en O (por ejemplo, la Tierra en el año 2100), pasa por D (por ejemplo, Deneb en el 2700) y vuelve a casa en P (la Tierra en el 2120).

Representación en 2 dimensiones de un agujero de gusano (clic para ampliar).

Un agujero de gusano es una característica topológica hipotética del espaciotiempo permitida por la Relatividad General, que en esencia constituría un "atajo" a través del mismo (aunque también podría formar un "alargamiento" o un "callejón sin salida"). Se considera generalmente que los agujeros negros realmente atravesables requerirían materia exótica con densidad de energía negativa para estabilizarse. (Clic para ampliar).

¿Qué relación tiene con los agujeros de gusano?

Se podría hacer un truco similar –regresar de Deneb antes de llegar allí, según un reloj terrestre– utilizando un agujero de gusano. La diferencia crucial es que para construir un tubo de Krásnikov no necesitas cambiar la topología del espaciotiempo.

Entonces, usando un tubo de Krásnikov sería verdaderamente posible viajar en el tiempo además de por el espacio, ¿no?

Errrr… ¡depende de lo que entiendas por “viajar en el tiempo”!

¿Qué aspecto tendría un tubo de Krásnikov para un observador externo?

El tubo es un cilindro creciente. Uno de sus extremos estaría cerca de la Tierra y el otro seguiría a la nave espacial. El cilindro está vacío por dentro, pero sus paredes son MUY densas. Este cilindro es el pasadizo por donde el viajero regresa a casa.

Tengo entendido que hace falta viajar a velocidades próximas a las de la luz por dentro del tubo para que el efecto se produzca, ¿es así?

Simplemente, no tiene sentido utilizar este tubo para un viaje intergaláctico a menos que te muevas a velocidad relativista con respecto a la Tierra (en el ambiente del espacio de Minkowski). De lo contrario, el viaje requeriría una cantidad de tiempo prohibitivamente grande para el piloto.

¿Que se vería o se sentiría durante un viaje así? ¿Sería peligroso?

Tendrías que viajar a velocidad relativista a lo largo de un corredor MUY estrecho. Creo que es extremadamente peligroso.

Dr. Krásnikov, imagínese por un momento que fuera usted un escritor de ciencia-ficción. ¿Cómo describiría la ingeniería de un tubo de Krásnikov?

Me sentiría libre para escribir casi cualquier cosa. El tubo es sólo un ejemplo (tan simple como es posible) que ilustra el concepto de “viaje hiper-rápido” y su posibilidad. El método real para realizar viajes interestelares, si aparece algún día, seguramente será muy diferente.

Everett y Roman de la Universidad Tufts han dicho que dos tubos de Krásnikov dispuestos en sentidos opuestos crearían bucles temporales y violaciones de la causalidad. ¿Es esto correcto?

No mucho. Pasa lo mismo que con los agujeros de gusano. Si tienes dos tubos (o dos agujeros de gusano), puedes INTENTAR construir una máquina del tiempo con ellos. Tus posibilidades de tener éxito constituyen una pregunta abierta: habrá siempre un momento en que el universo “elija” entre dar lugar a una máquina del tiempo o a una “singularidad cuasi-regular”. Hoy por hoy no podemos ni influir en esta “decisión”, ni predecirla.

Leí en algún sitio que los tubos de Krásnikov podrían crear un Anillo Romano. ¿Qué es un Anillo Romano? ¿Qué implicaciones tiene para su metro espaciotemporal?

No, no veo ninguna relación obvia entre estos objetos. No sé a qué se referiría el autor. El Anillo Romano, según yo lo entiendo, es un sistema de agujeros negros que presumiblemente puede estabilizar el horizonte de Cauchy de una máquina del tiempo emergente.

El "portal" de la serie de ficción Stargate SG-1.

Los "portales" o "puertas estelares" habituales en la ficción (como este de la serie televisiva Stargate SG1) no están prohibidos por la Relatividad General y podrían ser realizables en la práctica. Pero, hoy en día, no sabemos cómo.

Las puertas estelares de Schwarzschild-Hawking.

Dr. Krásnikov, usted ha propuesto también algunas cosas muy interesantes sobre los agujeros de gusano en general. Se considera generalmente que para crear y estabilizar un agujero de gusano atravesable harían falta inmensas cantidades de materia-energía negativa. Sin embargo, según tengo entendido, usted ha sugerido que el propio fenómeno podría producir esta materia-energía negativa y por tanto se convertiría en un agujero de gusano atravesable autosostenido: algo muy parecido a una puerta estelar. ¿Es esto correcto? ¿Cómo sería posible?

La idea no es mía (según a mí me consta, es de Sergei Sushkov). Su esencia es muy simple: dado que el espaciotiempo en un agujero de gusano está curvado, el vacío siempre está “polarizado” ahí. En otras palabras: debido a los efectos cuánticos, un agujero de gusano nunca está vacío, sino lleno con alguna clase de “materia”. Las propiedades de esta materia no están limitadas por las condiciones clásicas (como la exigencia de que la densidad de energía sea positiva), y están determinadas (entre otras cosas) por la forma del agujero de gusano.

Por tanto, todo lo que necesitarías (si supieses cómo crear un agujero de gusano, en primer lugar) es encontrar una forma tal que la materia producida por estos efectos cuánticos sea exactamente la misma que haría falta para mantener el agujero de gusano. Durante un tiempo pensé que había descubierto la forma necesaria para un agujero de gusano autosostenido estático. Después, sin embargo, encontré un error en mis cálculos. Así que abandoné la exigencia de que el agujero de gusano tuviera que ser estático y busqué una forma que se limitara a permitir que fuera atravesable.

Resultó que el agujero de gusano más simple (que es inicialmente la solución de Schwarzschild) posee ya esta propiedad. La famosa radiación de Hawking impide que colapse durante tiempo suficiente como para permitir que un viajero lo atraviese.

Pero seguiría haciendo falta una cantidad inicial de materia-energía negativa, ¿no?

No. Estoy hablando de agujeros de gusano “naturales” que presumiblemente aparecieron en el universo temprano. Su entorno no fue determinado por una “civilización avanzada” que hubiera podido alimentarlos con materia a su albedrío.

¿Qué aspecto tendría uno de esos “agujeros de gusano autosostenidos de Krásnikov”? ¿Cómo sería el viaje? ¿Correrían peligro los viajeros?

Son más bien “agujeros de gusano autosostenidos de Schwarzschild-Hawking”. Tendrían el mismo aspecto que un agujero negro corriente salvo por el hecho de que un viajero, después de intersecar su “horizonte“, dispondría de algún tiempo para alcanzar el otro extremo y salir de él por su otra región asintóticamente plana. Por supuesto, este viaje sería peligroso: si el viajero no es lo bastante veloz, resultará aplastado por la singularidad.

Dr. Krásnikov… ¿qué es el tiempo?

¿Qué es la longitud? ¿Qué es la anchura?

¿Y el espacio?

De hecho, no hay nada tan misterioso en los conceptos de espacio y tiempo (al menos, mientras nos mantengamos dentro de la física clásica). Quizás sea difícil explicar rigurosamente estos conceptos a un niño de seis años, pero cualquier estudiante de segundo curso de carrera es capaz de comprenderlos. Describimos (con éxito) nuestro universo mediante ciertos objetos geométricos: es el espacio de Minkowski en la Relatividad Especial, o el espaciotiempo en la Relatividad General. En la física newtoniana es el producto de un espacio euclídeo tridimensional por una línea real. Y al aplicarlos a esos objetos, palabras como “espacio”, “tiempo” y demás tienen un significado claro y riguroso.

¿Y el espaciotiempo? ;-)

Pienso que es una variedad Hausdorff paracompacta, suavemente conectada, de cuatro dimensiones, provista con una métrica de Lorentz suave orientada en el tiempo.

¿Cómo demonios se puede deformar el espaciotiempo? La gente no entiende esto…

¡Esa es una buena pregunta! Sorprendentemente, conocemos una parte de la respuesta. Y la respuesta, llamada Relatividad General, es que CUALQUIER espaciotiempo no vacío está curvado. En cada punto, su curvatura está relacionada con las propiedades de la materia en ese punto, y específicamente con su presión y densidad de energía, a través de las ecuaciones de Einstein.

 

Albert Einstein, que desarrolló la Teoría de la Relatividad.

S. V. Krásnikov: "Es muy sencillo: todas las cuestiones sobre el tiempo, el espacio, el origen del universo, etc. son pura Relatividad General" desarrollada por Albert Einstein (en la imagen).

Si una persona joven que esté leyéndonos quisiera dedicarse a esto en el futuro, ¿qué debería estudiar?

Es muy sencillo: todas las cuestiones sobre el tiempo, el espacio, el origen del universo, etc. son pura Relatividad General.

Una última pregunta, Dr. Krásnikov. Como seguramente sabrá, no pocas personas piensan que esto son cosas destarifadas, una especie de pérdida de tiempo muy sofisticada, sobre todo teniendo en cuenta que aquí en la Tierra hay tantos problemas graves por solucionar. ¿Qué le gustaría decirle a estas personas?

Esta era una de las preguntas favoritas de los escritores de ciencia-ficción en los años ’60. No puedo añadir nada a lo que ya dijeron Asimov o Lem, así que me limitaré a hacer dos comentarios:

1. Por supuesto que responder a la pregunta de si se puede vencer la barrera de la velocidad de la luz no es la más urgente. Pero lo mismo puede decirse de CUALQUIER otro problema. ¿Como se atreven esas personas a pintar su casa, o a curar el reumatismo, cuando los niños están LITERALMENTE muriendo de hambre en África? ¡A miles!

2. Estas personas, ¿conocen alguna manera de resolver los problemas realmente importantes sin usar ordenadores, o teléfonos, o la electricidad en general? Pues tuvo que venir Faraday a perder su tiempo en problemas aparentemente inútiles para que todos esos televisores y refrigeradores que usan a diario pudieran llegar a existir.

Por cierto, ¿hay algo importante que no le haya preguntado?

¡Puedes apostar a que sí! Pero habrá que dejar algo para futuras entrevistas, ¿no?

Pues muchísimas gracias de nuevo, Dr. Krásnikov. Si hay algo en lo que yo pueda ayudarle, simplemente dígamelo…

Si lo que vas a escribir incita a un par de estudiantes brillantes para que hagan algo en este campo, me daré por totalmente recompensado.

Y yo también.  ;-)

Bibliografía:

  • Introducción a la Relatividad General e Introducción matemática a la Relatividad General, en la Wikipedia (en castellano).
  • Introducción al espacio, el tiempo, la materia y el vacío, y a la gravitación y los agujeros negros, disponibles en la web de la Universidad de Chile (en castellano).
  • Einstein, Albert (ed. 2008), Sobre la teoría de la relatividad especial y general. Alianza Editorial, Madrid, ISBN 978-84-206-6841-3 (en castellano).
  • Misner, C. W.; Thorne, K. S.; Wheeler, J. A. (1973), Gravitation. W. H. Freeman, San Francisco, ISBN 978-0-7167-0344-0 (en inglés).
  • Wald, R. M. (1984), General relativity. The University of Chicago Press, Chicago, ISBN 0-226-87033-2 (en inglés).
  • Thorne, K. (1995), Agujeros negros y tiempo curvo: el escandaloso legado de Einstein. Ed. Crítica, Barcelona, 978-84-7423-697-2 (en castellano).
  • Krásnikov, S. V. (1995), Hyperfast interstellar travel in General Relativity, disponible en arXiv:gr-qc/9511068v6 (en inglés).
  • Krásnikov, S. V. (2006), Сверхсветовые движения в (полу)классической ото [Movimiento superlumínico en Relatividad (semi)clásica], disponible en arXiv:gr-qc/0603060v1 (en ruso).
Be Sociable, Share!
¡Qué malo!Pschá.No está mal.Es bueno.¡¡¡Magnífico!!! (72 votos, media: 4,88 de 5)
Loading ... Loading ...
Be Sociable, Share!

88 comentarios »

  1. Milhaud dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 11:48

    Simplemente fascinante. Lo he leído un par de veces, y creo que acertaste bastante en las preguntas. Desde luego que podrían haber sido más concretas, pero el nivel escogido es perfecto para llegar a la más gente posible.

    Y felicidades, que no todos los días uno tiene la oportunidad de entrevistar a uno de los grandes físicos de nuestro tiempo.

  2. Sailon dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 11:53

    Gracias por otro gran artículo.

    La física teórica no es mi campo (hace años que decidí ir por otro camino que me apartó de estas entelequias sobre materia y energía) pero siempre me ha fascinado.

    Un saludo.

  3. R.Chao dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 11:58

    Qué pedazo de periodista de divulgación científica estás hecho. Enhorabuena, y gracias por esta entrevista tan interesante.

  4. Uno de letras dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 12:20

    Muchas gracias por este artículo. Es un auténtico regalo.

    Uno de letras.

  5. JGodo dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 12:22

    “Pienso que es una variedad Hausdorff paracompacta, suavemente conectada, de cuatro dimensiones, provista con una métrica de Lorentz suave orientada en el tiempo.”

    Redios. Ale Yuri, escribenos otro artículo completo explicandonos esa frasecita. jejejeje.

  6. David dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 12:49

    Vaya!! me he quedado sorprendido que un genio de estas caracteristicas sea tan accesible y sobre todo tan “majo”.
    Buen post.
    Se te ha echado MUCHO de menos…
    Saludos

  7. Portavoz dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 12:50

    Muy Interesante!

    Es una pena no saber lo suficiente del tema como para poder sacarle todo el jugo, pero de todos modos es muy interesante.

    Es curioso que según en que campos, va primero la práctica y luego la teórica. Estuve en un congreso no hace mucho donde un señor se había puesto a hacer vibrar a velocidades ultrasónicas un puntero metálico. Conforme tocaba con el puntero un plástico, lo fundía. Paraba el puntero y estaba frío.

    El hombre ha conseguido “fundir” plástico en frío a base de pura vibración, pero no consigue teóricos que sean capaces de dar con una buena ley que le permita dar con las frecuencias adecuadas para según que materiales.

    Curioso verdad?

  8. Invid dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 13:00

    Excelente articulo Yuri :)

  9. Adrax dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 13:01

    Inmenso, como casi todo lo que publicas.

    Este blog debería ser declarado Patrimonio Protegido o algo así.

  10. FinGolF dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 13:36

    Este blog consigue superarse a si mismo cada día. ¡Una entrevista muy interesante!

    Felicidades y a seguir así ^_^

  11. El 26 de mayo de 2011 @ 13:51

    Gracias por esta entrevista. ¡Te has ganado un lector!

  12. Mii dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 13:54

    Estoy totalmente de acuerdo con David.
    Reconozco que no me he enterado de nada, pero por algo abandoné la física en primero de carrera, debido a mis catastróficos suspensos. Me alegra mucho que haya gente que sea capaz de estudiar, teorizar y entender las cosas que tanto me fascinan de la ciencia-ficción. Al final va a resultar que no es tan “ficción” como parece. Me ha gustado mucho saber que las puertas estelares de Stargate tiene su base científica. Espero que alguien averigüe pronto el “como” porque a mi lo de meterme en una nave espacial me da claustrofobia ^_^.
    Enhorabuena Yuri.

  13. telonius dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 13:56

    Vaya… aún tengo la boca abierta. Impresionante.

    Me la voy a leer otra vez.

  14. Voet dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 14:00

    ya sólo por la mención a lem me gustó la entrevista.

  15. pablosco dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 14:23

    Con esto de que ya he empezado el verano el artículo me ha dejado medio en coma, pero bueno, intentaré echarle un par de ojos más y mirar la bibliografía que has recomendado.
    ¡Enhorabuena Yuri y menos mal que has vuelto!

  16. Antonio dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 15:04

    Genial como siempre. He disfrutado leyéndolo, he aprendido como siempre y me ha hecho volar la imaginación. Además, Sergei Krásnikov parece accesible y buena persona. A la espera de la segunda entrevista, si se produce, ya que deja la puerta abierta.

    Por cierto, Yuri, ¿que es lo que más destacarías de entrevistar al Dr. Krásnikov? Conocimientos, accesibilidad…

  17. Victor dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 15:21

    Una vez mas gracias Yuri, tu blog deberia de ser de obligada lectura.

  18. Stevenson Ramirez dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 16:05

    ¡Excelentísimo! ¡me divertí como un mono imaginando todas la posibilidades! lástima que probablemente no estaremos vivos para cuando puedan hacerse realidad…
    ¡Excelente artículo!

  19. anonimo dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 16:10

    Yo soy un poco escéptico con todo lo referente a viajes temporales/superlumínicos por el tema de la preservación causalidad. Me alegra que lo hayas mencionado en la entrevista, por la respuesta que da me parece que opta por salirse por la tangente, ¿que narices significa?:

    habrá siempre un momento en que el universo “elija” entre dar lugar a una máquina del tiempo o a una “singularidad cuasi-regular”. Hoy por hoy no podemos ni influir en esta “decisión”, ni predecirla.

    Por otro lado me gusta también que menciones el tema de la energía negativa, sustancia necesaria para crear los agujeros de gusano, pero que podría no tener en absoluto existencia material. No puede uno suponer que todo lo que sale en las ecuaciones tiene sentido físico, de hecho son incontables los casos de problemas físicos en los que se obtienen soluciones matemáticas no-físicas que es necesario descartar.

    Por otro lado después, cuando habla de los agujeros de gusano dice:

    “Después, sin embargo, encontré un error en mis cálculos. Así que abandoné la exigencia de que el agujero de gusano tuviera que ser estático y busqué una forma que se limitara a permitir que fuera atravesable.”

    pero luego dice:

    “No. Estoy hablando de agujeros de gusano “naturales” que presumiblemente aparecieron en el universo temprano”

    Es decir, estamos hablando de agujeros de gusano que aparecieron en el universo temprano, no se sabe cómo, pero que encima él mismo reconoce que no son estáticos, sino que también colapsan, sólo que no tan rápido como se pensaba ¿no?. Entonces… de haber existido esos agujeros en el universo temprano, hace ya mucho tiempo que habrían colapsado ¿no? En fin, me parece más de lo mismo, un brindis al sol.

    • Juan dijo,
      El 27 de mayo de 2011 @ 2:27

      Te sugiero leerte esto, para que no vayas tan perdido, y luego reconsiderar lo que dices:

      http://www.webfilesuci.org/WormholeFAQ.html

    • JuanK dijo,
      El 27 de mayo de 2011 @ 6:28

      un dato que al parecer se le ha escapado al autor de este comentario.

      la densidad de energía negativa, o simplemente energía negativa, esta probada en el laboratorio, mediante el efecto Casimir, y se tiene muy en cuenta a la hora de experimentar con nanotecnología por ejemplo.

      es mas se llego a especular que se podría mantener estable un agujero de gusano mediante precisamente este efecto Casimir.

  20. Fiaca dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 16:18

    ¿Qué tal mandar mensajes de texto al pasado?
    ¿Steins;Gate lo permitiría?

  21. Paco dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 17:08

    Buf, Yuri, te has hecho esperar mucho tiempo (últimamente te estás acostumbrando a tardar mucho en dar de comer al hambriento), pero por enésima vez, ha merecido la pena la espera. Poder entrevistar a semejante monstruo de la física actual, debe haber sido la hostia, y como no podía ser de otro modo, has sabido sacarle jugo.

    ¿Qué te voy a decir? ¿Enhorabuena? No, es demasiado repetitivo. Pero tú ya sabes lo que quiero decir.

    Por favor, no nos tengas tanto tiempo pasando hambre.

  22. Aaarggh dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 17:35

    Yuri, has vuelto! Que bueno!

  23. Arkas dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 18:10

    Te sigo desde hace algun tiempo, pero es la primera vez que comento :D

    No sere brillante, pero me has hecho que me pique la curiosidad, y aprovechando estudio la carrera de fisica, creo que voy a dejarme seducir por la relatividad general y por este tema :D.

    Muy buen post, facil de leer y entendible, creo que tocara promocionarlo por clase :D

  24. Ant dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 18:12

    Me sorprende la seguridad teórica. Parece que todo está comprobado, chequeado y que pasado mañana se va a dar un paseo espacio-temporal tranquilamente en su tubo.
    Excelente artículo y excelente entrevista

  25. unoalmesomas dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 21:36

    Uf, chino mandarino para mí :-( pero me alegro que haya tanta gente que aprecie la entrevista.
    Un saludo

    • Murr dijo,
      El 28 de mayo de 2011 @ 22:28

      Yo tampoco he entendido bien :) … creo que esta entrevista es accesible casi en exclusiva para quienes tengan amplios estudios en física… (o igual lo puede entender cualquiera y soy yo torpe, no sé). De todas formas es obvio que el tema es interesante, que afortunados los que lo entendais!

      • Lacobri dijo,
        El 31 de mayo de 2011 @ 11:53

        Me apunto al curso de chino mandarino, menos mal que hay bibliografía.
        :)

  26. Jesús Fernández dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 23:36

    Cada vez que miro la página de Yuri y no salen las actualizaciones al ritmo que nos tenía acostumbrado pienso: “Seguro que necesita el tiempo porque está escribiendo un libraco que hará que se nos caiga a todos la baba”.

  27. lluc dijo,
    El 26 de mayo de 2011 @ 23:38

    Gracias por volver, Yuri.

  28. Hermes dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 1:23

    Gracias Yuri, gracias por molestarte en conseguir, realizar y divulgar esta entrevista.

  29. ness dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 1:28

    ciertamente los agujeros de gusano, si existieron algun dia, hoy en dia naturalmente ya no, pues deberiamos ver salir material de alguna singularidad y lo unico q vemos siempre es tragar y si acaso escupir lo sobrante antes de ser tragado pero vomitar materia de la nada no se ha visto. por cierto si segun la relatividad un agujero negro es una singularidad (densidad infinita, volumen 0) la cuantica de la unica manera q lo aceptaria con estas caracteristicas es q todo agujero negro sea un agujero de gusano pues segun la cuantica la informacion jamas puede perderse, lo normal seria q entonces el agujero negro ocupase cierto volumen y tubiese densidad finita para poder recuperar esa informacion q es atrapada, pero si aceptase la opcion de rotura espacio-temporal q dice la relatividad entonces todo materia q cae en un agujero negro tiene q salir por algun otro punto de este o de otro universo por lo q todo agujero negro seria un agujero de gusano. corrijanme esta apreciacion.

  30. Alejandra dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 2:11

    ¡Qué bien, de vuelta!
    Te echábamos de menos…

  31. Rodrigo dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 3:25

    increible la entrevista!
    no tengo q decir

  32. Voet dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 11:01

    yuri, quería promocionar mi último proyecto, que tiene que ver mucho con combinatoria, simetrías y es un fríeneuronas considerable: probablemente guste al público de esta página; pero tampoco te quiero espamear aquí. ¿me das tu permiso para poner el enlace?

  33. Iván dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 12:38

    Llego tarde al coro de alabanzas. Hace falta más gente como Krásnikov… y como tú para contárnoslo. Gracias.

  34. José Antonio dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 13:28

    Enhorabuena Yuri por esta entrevista que quedará para la posteridad. El tema es precioso.
    Procura volver a pillar a este “brujo” que me era desconocido.
    La próxima vez le preguntas (si no es una cuestión banal, júzgalo tú), qué pasa si se consigue plantear las ecuaciones que describen los sistemas sin hacer uso del tiempo, eliminándolo, como he oído que están intentando los que teorizan que el tiempo podría no existir como variable necesaria para describir los estados. ¿Cómo se quedan los viajes en el no-existente-tiempo?¿No serían viajes, serían cambios de Universo, de estado energético,… ?¿Dónde estoy, quién soy?
    Ya no entiendo nada.

  35. Petoro dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 15:27

    Parece que hoy por hoy resultaría costosísimo crear una máquina del tiempo o un agujero de gusano para transportarse rápidamente la materia a otro punto de la galaxia.

    ¿Pero qué pasa con la información? ¿No podríamos hacer ese tipo de transporte espacio-temporal solo con datos, con bits, con información?

    Si esto fuera posible, podríamos crear una Internet interestelar, por ejemplo, aunque no pudiéramos viajar físicamente. :-)

  36. Tachikomakun dijo,
    El 27 de mayo de 2011 @ 16:28

    Demontres, un semestre que hice de relatividad y no he pillado mas que trazos. Seguramente esta entrevista se escapa un poco de la divulgación, pero desde luego es un lujo, el día menos pensado te veo de sustituto de Punset en La 2.

    Mas allá de sus malvadas aplicaciones futuras en arruinar las lineas aéreas y matar abuelos propios de estas maquinas, que de momento están lejanas a nivel macroscópico (o no, si los que lo investigan vuelven al momento actual), me pregunto como está el tema ahora mismo para la transmisión de información (mediante fotones), que no debería tener inconvenientes tan grandes como para una molécula.

    Supongo que por deformación profesional es en lo primero que puedo pensar. Ya ahí hay muchas aplicaciones, chips, comunicaciones móviles, control de mecanismos en exploración espacial, ver el fútbol sin retraso… y por adelantado :P. Supongo que todo depende del tamaño, cantidad y disponibilidad de agujeros de gusano…

  37. Fran dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 8:37

    Impresionante. Me sumo a lo dicho se te echaba mucho de menos. En esta entrevista no me he enterado de mucho, aunque sí me quedan algunas ideas generales, y es que como a algunos de los aquí presentes, nos falta una base teórica enorme para comprender y esto se convierte casi en un tema de fe, incluso para los ateos irreductibles como yo.

    Un abrazo.

  38. Pepe Pillo dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 10:54

    Después de leer tu articulo y el enlace del Anillo Romano, me he acordado de una cuestión que siempre me viene a la cabeza cuando leo esta “clase” de artículos:
    En la escuela (instituto creo) nos decían que la velocidad máxima en el universo era la de la Luz, y también que la velocidad dependía de un punto de referencia, entonces, si tenemos dos objetos que parten de un mismo punto y se alejan a la velocidad de la luz en sentido opuesto respecto el origen, si medimos la velocidad a la que se mueve una de estas partículas respecto a la otra, sera el doble de la velocidad de la luz, ¿no?
    Puede que esto que pregunte sea una tontería, pero siempre he tenido esta curiosidad, e igual es una idea para otro articulo, sobre la física y química que enseñan en el colegio y han quedado obsoletas.
    Ciao.

    • Tachikomakun dijo,
      El 30 de mayo de 2011 @ 1:37

      No, será la velocidad de la luz, no el doble. Ahí está lo antiintuitivo de esta teoría.

      • Petoro dijo,
        El 30 de mayo de 2011 @ 12:16

        Como dice Tachikomakun, es muy antiintuitivo.

        ¿Por qué motivo? Por que por ahora no estamos acostumbrados a viajar a velocidades cercanas a la de la luz, que es donde se manifiestan las aparentes paradojas.

        Es igual que en el Medievo, cuando nadie estaba acostumbrado a ver globos terráqueos, ni fotos de nuestro planeta desde el exterior, y no se podían imaginar que la Tierra era esférica.

        O más raro aún: que la gente que estaba al otro lado, “no se caía”.

  39. Light Artisan dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 11:16

    .
    He tardado casi una semana, pero creo que por fin he entendido el concepto de “Tubo de Krásnikov”. Maravilloso.
    Ahora, mi pregunta:

    Si se regresa a velocidad casi-lumínica por el Tubo de Krásnikov, ¿no se crearía otro Tubo el la pared del Tubo, o las condiciones específicas de las paredes lo impedirían?

    Por cierto que lo que Krásnikov comenta de los Anillos Romanos no es lo que se lee en la Wikipedia, ¿alguna aclaración al respecto?

    :-)
    .

    • anonimo dijo,
      El 28 de mayo de 2011 @ 17:53

      No te puedo dar los detalles, pero el primer tubo no se crea por el mero hecho de ir a velocidad casi-lumínica. Ir a esa velocidad es un requisito para que el tubo sea útil, pero además la nave tendría que tener un dispositivo Crea-Tubos(TM) que una vez activado iría fabricándolo a medida que la nave avanzara. La tecnología necesaria para crear el tubo no se especifica, pero estamos en lo de siempre, se necesitarían cantidades ingentes por lo menos de energía normal, y no se si también de energía negativa, como en los agujeros de gusano. Creo que una de las objeciones de Everett es que aunque las paredes del tubo están compuestas de energía positiva por fuera y esa parte se podrían hacer con materia “normal” (aunque de densidad extremadamente elevada), en el interior de las mismas sí habría energía negativa, y por lo tanto esta sería también necesaria para su construcción.

      Respecto a tu pregunta, a la vuelta el Crea-Tubos(TM) estaría apagado puesto que no sería necesario crear un tubo dentro de otro.

  40. Voet dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 13:30

    gente, tras haber pedido permiso explícito a yuri (y habérmelo concedido), presento mi último proyecto, el mayor cometarros desde el cubo de rubik:

    http://cruzacincos.cranf.net

    (dadle al botón “instrucciones” una vez que cargue)

  41. YUBIL dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 15:45

    Como siempre, muy interesante y muy buen trabajo. Aunque necesitaría el complemento de un artículo de Yuri que me lo explicara mejor. En lo que respecta a si está justificada o no una inversión de tiempo y recursos en ciencia pura, contraponiéndolo a otras necesidades muy sangrantes de la humanidad (el hambre, por ejemplo), creo que planteado así, sin más, puede despistarnos mucho de la cuestión de fondo. Yo más bien pienso que actualmente se disponen de medios suficientes para “alimentar” a una y a otras, el problema radica en el sistema social y en cómo éste decide la posesión, producción y distribución de bienes. De todas formas hay otro aspecto para mí muy triste que no habría de ser ignorado: la ciencia civil como derivado o subproducto de la militar. Por lo que tengo entendido, esto es algo que está muy a la orden del día. Ahí va pues otra pregunta: ¿Está justificada la investigación científico-militar si de ella se derivan aplicaciones civiles?

    • Tachikomakun dijo,
      El 30 de mayo de 2011 @ 1:57

      En mi opinión está justificada la investigación científico militar si consigue evitar que alguien nos convierta en fosfatina, y a poder ser sin convertirlo en fosfatina a él.

      Una de las grandes ventajas de la investigación militar, como la espacial y otras tantas con aplicación práctica, es que como aplicaciones complejas que son, tocan a la vez muchos campos, en caso de investigación espacial termodinámica, combustión, electrónica, comunicaciones, ciencias de la tierra, astronomia, materiales… y todos los instrumentos secundarios para fabricar cada una de esas cosas, luego llevan a investigar muchas cosas, de forma paralela y con un objetivo definido.

      La ciencia pura siempre tiene el inconveniente de no quedar claro donde parar y que parte de la teoría desarrollar mas o menos y que se puede encontrar detrás de un juego de ecuaciones en tal contexto, quizá nada, quizá un premio Nobel, quizá un callejón sin salida irresoluble durante años.

  42. Damián Neri dijo,
    El 28 de mayo de 2011 @ 21:37

    Yuri, soy estudiante de Física y también me encanta la Ciencia Ficción (y me quiero dedicar a las dos cosas), me pareció inspiradora esta entrevista con el Dr. Krasnikok (y si tenía dudas del área a la que me dedicaré, creo que ya no las tengo), y no sé por qué no sabía nada de éla. Hasta ahora estas cosas son elementos de la Ciencia Ficción, pero allí está el componente de ciencia. Hablando de desarrollos militares antes de los civiles, sería una lástima que se usaran estos tubos para llegar al planeta de los Kzinti y atacarlos :P

    Vaya, Yuri, tú siempre con cosas tan impresionantes! Qué gustazo entrevistar a este hombre, y no dudo que una entrevista de ti sería apasionante por igual.

    Me encantan las posibilidades que pueden darse con el desarrollo del viaje por un agujero atravesable, y más aún de uno autosostenido! Ya uno de los físicos de la universidad en la que estudio (UNAM, México DF), Miguel Alcubierre, había postulado el viaje a una velocidad, en el marco local, mayor a la de la luz, pero hacía falta materia exótica y una serie de bichos extraños que no sabemos si existen o cómo crearlos.

    Saludos, Yuri, me encantan tus artículos!

  43. Pablo dijo,
    El 29 de mayo de 2011 @ 1:18

    ¡Q wai! La pizarra de Yuri de vuelta!
    La entrevista me parece muy bien realizada. Es uno de esos campos que a uno le fascinaría conocer más.

  44. isaac dijo,
    El 29 de mayo de 2011 @ 7:40

    gracias por la divulgacion

  45. samuyeah dijo,
    El 30 de mayo de 2011 @ 10:29

    ¿Y qué está pasando en Fukushima Yuri? ¿Ahora que el peor de los casos posibles según los expertos se está dando? ¿Haremos un seguimiento de las catastróficas consecuencias del accidente de Fukushima ahora que empiezan a ser patentes?

    • Yuri dijo,
      El 30 de mayo de 2011 @ 23:26

      Sí. ;-)

      • Montoya dijo,
        El 2 de junio de 2011 @ 11:05

        Nace un conejo sin orejas a 30 kilómetros de la central nuclear de Fukushima

        http://www.elmundo.es/elmundo/2011/06/02/ciencia/1307000428.html

        Riete tu de los magufos, amigo Yuri…

        • Yuri dijo,
          El 2 de junio de 2011 @ 14:02

          Montoya, desde siempre, todos los días nacen conejos sin orejas, sin patas, con dos cabezas o cosas así en las granjas del mundo (y, por mucha desgracia, niños también). Es simple probabilidad.

          La radioactividad es genotóxica y teratogénica, pero eso no quiere decir que cada “gatito con alas” que nazca a partir de ahora sea culpa de Fukushima. ;-)

          Cosa distinta sería que apareciese una población de animales tarados estadísticamente significativa, claro…

  46. ZCL dijo,
    El 31 de mayo de 2011 @ 11:26

    El tema de este post es un área de gran desarrollo en los últimos años en física teórica pero que todavía no ha pasado a los libros de texto de relatividad general, quedando relegado a los artículos especializados y a los libros de divulgación científica, debido a su carácter serio pero altamente especulativo. En este último capítulo, el de los libros de divulgación, el clásico por antonomasia es el referenciado en la bibliografía de Kip Thorne, Agujeros negros y tiempo curvo: el escandaloso legado de Einstein, aunque realmente sólo se dedica un capítulo al tema de los agujeros de gusano y la posibilidad de diseñar máquinas del tiempo. En la misma categoría de divulgación, la alternativa es Jim Al-Khalili, Black Holes, Wormholes & Time Machines (1999, Taylor & Francis), menos voluminoso y más al grano. Ambos textos son absolutamente recomendables si se quire alcanzar una apreciación cualitativa del asunto. En la categoría de textos técnicos, el único que conozco es Matt Visser, Loretzian Wormholes: From Einstein to Hawking (1996, American Institute of Physics). Resume y explica el estado del arte, desde los orígenes científicos del concepto de agujero de gusano (1916) hasta la fecha de publicación. Sólo para especialistas -background requerido en relatividad general y teoría cuántica del campo.

  47. HarryHaller dijo,
    El 31 de mayo de 2011 @ 13:40

    Simplemente genial!! clarito y bien explicado para los zotes en fisica y matematicas como el que suscribe.

  48. Mr.Q dijo,
    El 31 de mayo de 2011 @ 17:33

    Yo me quedo con:

    ¿Y el espaciotiempo? ;-)

    Pienso que es una variedad Hausdorff paracompacta, suavemente conectada, de cuatro dimensiones, provista con una métrica de Lorentz suave orientada en el tiempo.

    Errrr… siiii… mmmmhh… claaaroooo…
    Dios, intentar entender esas 2 linias casi hace que me estalle el cerebro, y leido asi del tiron dentro de la entrevista, me descojonaba imaginando al Dr. Krásnikov, muy serio, inmutable, respondiendo como quien dice: 200gr de harina, agua, remover y hornear HAAHAHAHAHAHAHAHA
    Dios la de ciencia que hay en esas 2 malditas lineas!!!!!! ARGH!!!
    Yuri te echabamos de menos! Gracias por la entrevista, a pesar que ahora tengo links y material para leer casi durante 1 mes antes de poder vislumbrar y disfrutar de una pequeña parte de su brillante contenido, pero gracias!!

  49. Voet dijo,
    El 1 de junio de 2011 @ 11:05

    no está relacionado con krasni, pero nos interesa: el stablishment científico cuestiona el hallazgo de vida basada en el arsénico:

    http://www.elpais.com/articulo/futuro/Ataque/bacilo/extraterrestre/elpepusocfut/20110601elpepifut_1/Tes

  50. C dijo,
    El 1 de junio de 2011 @ 17:33

    Gracias por el artículo. Aunque me parece que se queda bastante en la superficie del asunto. El problema de la divulgación de los aspectos más teóricos (de la Física en este caso) es que el lector no llega a alcanzar los conceptos que hay detrás de toda la jerga.
    Por otro lado, me gustaría que matizaras la afirmación que haces al final del primer párrafo: “Superada la Edad Media, sin ciencia pura, no hay tecnología ni progreso digno de mención.”
    1) ¿”Superada la Edad Media”?
    ¿A qué te refieres? Porque la filosofía, la ciencia y la tecnología actuales son deudoras de la Edad Media en la misma medida (como mínimo) que lo son de épocas como la Clásica o el Renacimiento. No caigamos en los tópicos.
    2) ¿”sin ciencia pura no hay tecnología ni progreso digno de mención”?
    De nuevo una afirmación equívoca. La ciencia no es la única fuente de “pensamiento teórico”. Ni siquiera es más objetiva! Pero no quiero entrar en este terreno; grandes pensadores como Kuhn, Feyerabend o Popper discutieron sobre ello con mejores argumentos de los que pueda dar yo. Lo que sí me gustaría recalcar es que la Ciencia es una rama del gran arbol de la Filosofía, una en la cual se tiende a hacer uso del lenguaje matemático para representar la realidad. Pero no por ello está menos sujeta a interpretaciones y equívocos.
    En cuanto a “progreso digno de mención”, creo que planteas una visión de progreso totalmente tecnológica. Hay muchas disciplinas que persiguen y consiguen estimular ciertos progresos en el individuo y la sociedad: la filosofía, el arte, … Cosas que comúnmente están alejadas de lo que se conoce como “Ciencia pura”, pero que no por ello deben ser tachadas de inútiles o poco influyentes. (Diría que más bien es al contrario!)

    Sólo quería matizar estos puntos porque la labor de un blog de divulgación científica debería ser la de acercar la ciencia a la sociedad, no la de sesgar la información y hacer proselitismo de la Ciencia, encumbrándola a los altares del conocimiento y pintándola como la única forma “verdadera” de interpretar la realidad.

    Y por si alguien cae en el error de querer tachar este comentario de “anticientífico” diré que soy físico teórico y que ejerzo como investigador. Veo todos los días como los propios “científicos” caen en el error de creerse en posesión de una verdad irrefutable y es triste que un intento de acercamiento a la naturaleza tan marcadamente humano como la Ciencia, se acabe reduciendo a dogmas de fe.

    • pablosco dijo,
      El 1 de junio de 2011 @ 23:31

      Lo bueno de la ciencia que no tienen otras ramas de la filosofía es que en ella, si fallas te comes el muro.

    • anonimo dijo,
      El 1 de junio de 2011 @ 23:38

      Por supuesto no puedo hablar en boca de Yuri, pero creo que se refiere a la tecnología y el progreso que ha permitido a las sociedades desarrolladas superar todo lo que cuenta en su artículo “El pasado era una mierda”:
      http://lapizarradeyuri.blogspot.com/2010/03/el-pasado-era-una-mierda.html

      Desde luego que existen disciplinas mas allá de la ciencia que han existido y se han desarrollado a la largo de la historia, pero en la práctica sólo eran accesibles a unos pocos privilegiados. En mi opinión, sólo el progreso tecnológico derivado de la ciencia moderna durante el último siglo y medio ha permitido un verdadero avance universal de toda sociedad en su conjunto.

      • C dijo,
        El 3 de junio de 2011 @ 11:45

        “Si fallas te comes el muro” ? Veo que no se acaba de tener muy claro lo que es la ciencia. De hecho, esa era la razón de mi comentario: matizar que la ciencia no es la panacea, no es la fórmula magistral para alcanzar un conocimiento objetivo del Universo y de nosotros mismos.
        La ciencia no identifica realidades, plantea modelos matemáticos que tratan de caracterizar nuestra experiencia de la realidad. Y está sujeta por tanto a interpretaciones.
        El hecho de que tengamos un modelo para el funcionamiento de un semiconductor, y que ese modelo nos permita desarrollar ciertas tecnologías más o menos eficientes, no implica que dicho modelo pueda adquirir la categoría de realidad. ¿Es útil? Desde luego. Ahora bien, no confundamos “el Universo” con una “descripción del Universo”.
        La Ciencia es un reto humano muy digno, pero como tal debemos ser conscientes de sus limitaciones. Habrá quien determine su validez en cuanto a su utilidad, pero ese es un sesgo puramente material (tecnológico), y la Ciencia es mucho más que sus aplicaciones, es todo un área del conocimiento.
        Finalmente decir que “el muro” nos lo comemos siempre. En todos los aspectos de la vida. En nuestro día a día cotidiano tomamos decisiones, y a la larga esas decisiones demuestran ser buenas, no tan buenas, malas,… En definitiva, que tanto en las disciplinas del conocimiento como en los ámbitos de nuestra vida nos topamos con puntos muertos, lugares donde hay que tomar decisiones sin tener referencia alguna, decisiones que tienen una mayor componente de fe que de experiencia. Y si no pregúntale a cualquiera cuál es el origen de la gravedad!!

        En cuanto al comentario de “anonimo”, no conocía el artículo “El pasado era una mierda”, pero ratifica mi opinión de que se está sesgando claramente la información. Echar la vista atrás y calificar nuestra historia como un pozo de suciedad, enfermedades e ignorancia implica conocer muy poco de quiénes fuimos y también de quienes somos. Para empezar no sé si el autor o tú mismo os habéis parado a pensar de dónde aparece ese “maravilloso progreso tecnológico”. Todos los recursos necesarios para financiar una ciencia como la actual no aparecen de nuestra gran gestión, aparecen como consecuencia de dividir el mundo entre aquellos que pueden disfrutar de esas tecnologías y los que no. Como consecuencia de diferenciar entre los que luchan por su supervivencia con las limosnas que el “primer mundo” les da y aquellos que, por el único hecho de nacer en un país específico, ya tienen seguro médico. ¿Ya se nos ha olvidado cómo funcionan las farmacéuticas y sus patentes?

        Por otro lado, afirmar que el conocimiento “en la práctica sólo era accesible a unos pocos privilegiados” es de nuevo sesgar la visión de la historia. Las élites culturales han existido a lo largo de toda la historia y siguen existiendo hoy en día. No vamos a poner en duda que existe una mayor generalización en el acceso al conocimiento (aunque de nuevo sea sólo para una parte privilegiada de la población mundial), pero sigue habiendo un grupo reducido de personas que es el que decide la validación y procesamiento del mismo. La ortodoxia, entendida como una tendencia subyacente que dicta el “camino correcto”, existe en todos los campos del conocimiento.
        No estoy de acuerdo con la afirmación de que “sólo el progreso tecnológico derivado de la ciencia moderna durante el último siglo y medio ha permitido un verdadero avance universal de toda sociedad en su conjunto”. Estamos construyendo una sociedad en torno a la tecnología, eso es cierto, pero eso no implica que haya habido un “avance universal”. Al menos yo preferiría vivir menos años y vivirlos en una sociedad más digna, más respetuosa con sus ciudadanos y con sus necesidades afectivas y emocionales. Casi todo lo anterior se puede resumir en un ejemplo muy aclaratorio: Internet. Millones y millones de datos, comunicación instantánea con cualquier parte del mundo, … Una magnífica herramienta posible gracias a diversos avances científicos y tecnológicos! Y sim embargo, ¿cuál es el mayor uso que se le da? Pornografía y redes sociales/correo electrónico. Esto creo que debería darnos una medida de que los avances tecnológicos nos están dando tan sólo herramientas, pero lo que nos preocupan son temas de caracter más emocional (eso incluye el sexo, por si hay algún despistado), más íntimos. Internet es un reflejo de nuestra sociedad: gente desesperada por tener amigos, por formar parte de algo, por sublimar su deseo sexual,… Y si lo que necesitamos es integrarnos, compartir y experimentar con otras personas, pues en mi opinión internet no es la solución.
        En resumen, la tecnología es útil, pero no podemos basar ni medir el avance social en función de las teconologías que desarrollamos.

        Termino diciendo que el artículo “El pasado era una mierda” me parece autocomplaciente y carente de una pretensión autocrítica. Por no mencionar que demuestra un conocimiento bastante pobre de la historia y de lo que debe ser una análisis histórico. “Eramos ignorantes como piedras”, “En un mundo así, toda clase de supercherías, miedos, religiones y tiranías calaban sin más en amplias masas sociales, desprovistas de las más tenues bases intelectuales para desafiarlos”, “el venerable sabio local, un analfabeto desdentado y maloliente, supersticioso y machista hasta el ridículo que se lo pasaba pipa cuando mandaban brujitas guapas a la hoguera. Las brujitas y en general cualquier hembra, por su parte, tenían exactamente las mismas luces que un trozo de carbón en una habitación a oscuras”, “En cuanto a los niños, no eran más que una boca que alimentar, una carga tratada a palos que ocupaba el último lugar de la casa, frecuentemente por debajo del ganado en el orden social”. Y no sigo porque prácticamente citaría todo el texto. Por favor, antes de escribir, lean un poco algo que no sea la wikipedia. Si queréis saber lo que era un hijo para alguien de hace 500 años echadle un vistazo a los registros de hospitales como el de la Santa Creu de Barcelona. Tachar de machista a un señor de hace 1000 o 2000 años es ridículo! Cualquier historiador te puede decir eso! Y decir que las mujeres eran incultas por definición es otra falacia, otra falso mito de la historia!
        Otro claro ejemplo de la “utilidad” de internet: dar voz a este nihilismo barato, impúdico y lleno de mentiras. En lugar de utilizar la historia para justificar burdamente nuestras percepciones vacuas, ¿por qué no leemos y contextualizamos?
        Yuri,dices que te documentaste para escribir el artículo. Pues me parece que además de documentarte deberías haber aprendido antes a hacer un análisis histórico.
        ¿De verdad está nuestra sociedad tan pagada de sí misma como para proclamar impunemente “lo grandes y maravillosos que somos”, como para compadecerse de los “pobres” egipcios o de los “sucios y malolientes” labradores del siglo X?

        • Luis dijo,
          El 3 de junio de 2011 @ 15:36

          ¿Podrías mencionar una sola sociedad del pasado donde una persona del montón viviera mejor que en una sociedad promedio del presente? Una sola, por favor.

          ¿Podrías mencionar una manera de adquirir el conocimiento demostrablemente más certera y veraz que la ciencia? Una sola, por favor.

          Es que ya vale de entelequias.

        • Voet dijo,
          El 3 de junio de 2011 @ 16:01

          yo estoy con C.

          convertir la ciencia en religión, en valor supremo, puede despertar monstruos (como de hecho ya ha hecho) y por sí misma no es garantía de felicidad y prosperidad. hemos progresado mucho más en lo material y en el conocimiento que como especie a un nivel global, en el sentido de considerar todos los aspectos del ser humano.

          y no es que la ciencia rechace el conjunto de la experiencia humana. pero cuando se convierte en la referencia absoluta, todo aquello que no es cuantificable o expresable con un modelo deja de existir para el creyente científico. así es que he conocido un montón de eruditos que sólo puede calificar como auténticos taraos: de taras emocionales y personales.

        • pablosco dijo,
          El 3 de junio de 2011 @ 20:42

          Yo no estoy diciendo que la ciencia sea la respuesta a todas nuestras preguntas, estoy diciendo que yo puedo construir una nave interespacial siguiendo una serie de teorías físicas, si la nave funciona como espero PROBABLEMENTE estaré más cerca de saber como funcionan las cosas (igual la nave funcionó por algún tipo de flatulencia de algún dios olvidado y mi teoría es falsa). Sin embargo si la máquina se escoña (si chocamos contra la pared) lo más seguro (aunque no 100%) sea que en realidad la teoría que he utilizado sea una falsa y pueda descartarla (o al menos revisarla). En otros campos de filosofía no puedes hacer esto por la imposibilidad de experimentación, sólo puedes elucubrar y probablemente te quedes con alguna con la que según tu experiencia personal o tu raciocinio o tu nivel de megalomanía

        • pablosco dijo,
          El 3 de junio de 2011 @ 20:44

          …se sientan contentos. Perdonad, no sé porque le he dado a enviar sin ni siquiera terminar el comentario

        • anonimo dijo,
          El 3 de junio de 2011 @ 22:10

          Respecto a lo de la separación “primer mundo/tercer mundo”, es un tema harto tratado en los comentarios del artículo, que no se si habrás leído, el punto de yuri es que incluso en las sociedades actuales mas castigadas las cifras de mortalidad infantil, esperanza de vida, etc. son mejores que las de centroeuropa hace apenas un siglo, porque, aunque poco, algo de progreso llega a esos países, y ese poco es suficiente como para mejorar de forma notable esas cifras.

          Por supuesto que la gestión global actual de los recursos es un asco, que no es sostenible, y todo lo que quieras. Pero no caigas en el error de pensar que para que unos pocos podamos vivir bien en el primer mundo muchos otros tienen que pasar miseria en el tercero, eso no tendría porqué ser así, si bien es cierto que para que el desarrollo fuera global y sostenible tendríamos que renunciar a muchas comodidades o cambiar hábitos despilfarradores, ni por asomo sería necesario volver a las condiciones de vida que se describen en ese artículo, que se han superado sólo gracias al desarrollo de varias disciplinas siguiendo el método científico actual, sobre todo la medicina y la biología.

        • anonimo dijo,
          El 4 de junio de 2011 @ 13:34

          Ahora que tengo otro rato no podía dejar de contestarte a algunos otros puntos:

          “afirmar que el conocimiento “en la práctica sólo era accesible a unos pocos privilegiados” es de nuevo sesgar la visión de la historia.”

          En absoluto, no me refiero a la élite intelectual, que crea esos conocimientos, que evidentemente sigue existiendo y existirá dado que no todo el mundo puede ser un genio. A lo que me refiero es a cosas como que a lo largo de la historia se han escrito obras literarias maravillosas de todos los géneros y estilos, pero la inmensa mayoría de la población no tenía acceso a ellas, ya no porque no existieran bibliotecas abiertas todos los públicos, sino porque la mayoría no sabían leer. Se pintaron obras de arte magníficas, pero no había museos donde cualquiera pudiera verlas. Se escribieron sinfonías y óperas preciosas, pero si eras un campesino todo lo más que tenías era la cítara y las canciones populares de algún juglar errante de vez en cuando. Sí, se construyeron grandes obras arquitectónicas como catedrales o pirámides que cualquiera que pasara por allí podía contemplar, pero en qué condiciones, y a costa de cuántas vidas ¿seguridad laboral? eso también es un invento moderno y además de lo más reciente.

          Respecto a tu comentario de Internet, parece mentira que aún quede gente que se tome en serio el meme de ‘Internet is for porn’, a mí ni siquiera me parece que el porno (que por otro lado no tiene nada de malo en sí mismo) suponga un porcentaje actual significativo de uso, no más que otros. ¿Crees que las redes sociales sólo las usa la gente que está desesperada por tener amigos? Por favor, pero si precisamente quienes más las usan son los que mas relaciones tienen en la vida real, es una forma cómoda de mantener un contacto, aunque sea poco, con gente con la que normalmente no lo tendrías, nada más. Por otro lado, hay que ser muy corto de miras para no ver la revolución cultural que ha supuesto Internet, su uso como medio de transmisión de conocimiento e ideas que brinda no han hecho mas que aumentar desde su aparición.

          Respecto a tus comentarios sobre el artículo, dices que hay que aprender a contextualizar, aplícate el cuento. Cuando Yuri habla de la ignorancia y el analfabetismo de las brujas, sanadores y sabios locales (por supuesto visto desde nuestros patrones acutales), no lo hace por insultarlos ni menopreciarlos, son sólo hechos objetivos, como su probable analfabetismo, creo que es evidente para cualquiera que esas personas (al igual que la mayoría de sus congéneres) no debían esa condición a su estupidez, sino a la sociedad en la que se habían criado. Mi impresión cuando hace esas afirmaciones es la de que lo hace para contestar a charlatanes, sanadores y magufos que viven del cuento de la homeopatía, la medicina tradicional y demás hierbas, que suelen hablar de conocimientos ancestrales perdidos, antiguos sabios y sanadores, de un supuesto complot de la medicina moderna por ocultar esos valiosos conocimientos, y otras tonterías por el estilo.

          Por último, no puedo dejar de citar la perla que sueltas al final:
          “Otro claro ejemplo de la “utilidad” de internet: dar voz a este nihilismo barato, impúdico y lleno de mentiras.”

          Claro, a lo mejor preferirías que internet fuera un lugar altamente controlado y censurado donde sólo se pudiera publicar lo que a ti te guste. Yo prefiero que siga como está, un lugar de debate abierto donde cualquiera pueda poner sus impresiones y cualquiera que no esté de acuerdo con ellas pueda rebatirlas en igualdad de condiciones. Eres muy libre de abrir un blog para escribir un contra-artículo si crees que Yuri ha faltado a la verdad en alguno de los datos objetivos que menciona en el suyo. Respecto a las conclusiones que se derivan de esos mismos datos, por supuesto, están sujetas a interpretación, puedes estar de acuerdo con ellas o no, y te pueden parecer impúdicas, pero calificarlas de “mentira” sólo denota soberbia por tu parte.

  51. Capossela dijo,
    El 3 de junio de 2011 @ 19:56

    C, no te esfuerces, éste es un nido de neo-neopositivistas sin la menor conciencia histórica.

    El post (http://lapizarradeyuri.blogspot.com/2010/03/el-pasado-era-una-mierda.html) de Yuri, es de lo peor que he
    leído en mi vida.

    Y lo peor es que gusta. Qué se le va a hacer!!!

    • Luis dijo,
      El 4 de junio de 2011 @ 3:55

      ¿Pero podéis citar alguna sociedad del pasado donde una persona normal viviera mejor que en una sociedad promedio del presente, o habláis sólo de entelequias postmodernistas? ¡A ver si los que no vais a tener ninguna conciencia histórica sois vosotros!

      • Capossela dijo,
        El 4 de junio de 2011 @ 16:58

        Depende de lo que entiendas por persona normal, por vivir mejor o por sociedad promedio…pero vamos, para entendernos, comparar sociedades de diferentes épocas no nos llevaría muy lejos y es un ejercicio meramente intelectual bastante absurdo. Si lo que quieres decir es que ahora se vive mejor gracias a la medicina y los avances tecnológicos y científicos…pues no hay ningún problema en aceptar eso…pero se podría argumentar que en la Alemania de 1946 se vivía peor que la de 1933 o la de 1880, o que en EEUU se vivía mejor en los años 20 del s.XX que después del crack del 29 o en los 90 del s.XX que ahora (en promedios, como parece que te gusta) y no sólo debido a la organización social sino también a la ciencia y tecnología que estas sociedades habían desarrollado. Pero también se podía argüir que las sociedades pasadas de África y América vivían mejor (aunque fuera menos años de promedio de duración de la vida) que siendo esclavizadas por las potencias europeas. Pero esto tampoco nos llevaría muy lejos.

        Otra cosa es pretender que el conocimiento científico es un camino de rosas hacia la Verdad…y entonces es cuando te digo, lee un poco de historia de la ciencia!!! (Lakatos, Kuhn, Feyerabend, Bernal, Rossi, Mason, Gille, Basalla, Mumford, Gould, Lewontin, los estudios de CTS (Ciencia, Tecnología y Sociedad), la Sociología de la CIencia, o los propios clásicos de la ciencia, Galileo, Copérnico, Kepler, Darwin, Descartes, Newton, Einstein, Mach, Russell). Y entonces el camino se hará tortuoso perdiendo a veces la idea de aquello que se buscaba.

        • Luis dijo,
          El 4 de junio de 2011 @ 17:48

          Resumiendo la parrafada postmodernista: que no puedes citar ninguna sociedad del pasado donde una persona normal viviera mejor que una persona normal de una sociedad típica del presente, ¿no? Vale, aclarado.

          Por cierto, ahora la segunda pregunta que le hice a C: ¿puedes citar algún mecanismo de adquisición del conocimiento capaz de aportar información más certera y veraz que la ciencia?

        • Capossela dijo,
          El 4 de junio de 2011 @ 18:17

          Luis,

          como creo que no has comprendido lo que quería decir te remito a los autores que he citado (que ni de lejos son posmodernistas (menos Feyerabend)). Sé que no los leerás, porque es más fácil leer las bobadas pseudo-históricas de Yuri. Creo que tu primera pregunta no lleva a ningún sitio, (pues no sé qué entiendes por sociedad actual…y si en ella incluyes a los togoleses, iraquíes, tibetanos, estadounidenses…no tiene sentido compararlos con sociedades pasadas) y en relación con la segunda…bueno, la cuestión es que lo que llamas ciencia y método científico es una manera de generalizar y de simplificar la complejidad de métodos, teorías, estrategias, áreas y disciplinas científicas que no necesariamente son coherentes entre sí. Pues el conocimiento que se deriva de las ciencias sociales, o las ciencias humanas, es muy diferente del que proporciona las matemáticas, la física o la biología. Y no se trata de reducir unas a otras (como se ha dicho repetidas veces en estos foros (y Yuri en sus post) pues tienen objetos , metodologías , intereses y aplicaciones diferentes.

          Un saludo.

        • Luis dijo,
          El 4 de junio de 2011 @ 22:08

          Mira, Capossela, esto es muy sencillo:

          1. En “el pasado era una mierda”, Yuri dice (y que me corrija él si me equivoco) que la gente vivía mucho peor en una sociedad premoderna típica que en una sociedad moderna típica. Creo que esto es indiscutible. Os he dado a ti y a C varias oportunidades para citar una sola sociedad premoderna donde una persona normal viviera mejor que en una sociedad moderna. No habéis dicho ninguna. Y es lógico: no hubo ninguna. Así pues, por mucho que adjetives el artículo de Yuri, lo que dice Yuri en él es verdad.

          2. Os he invitado también a citar una manera de adquirir conocimiento que sea más certera y veraz que la ciencia, el método científico. Tampoco habéis aportado ninguna. La razón es igualmente obvia: no la hay. Desde hace bastantes siglos, sin ciencia no hay progreso, no hay desarrollo, no hay nada. Un pueblo que renuncia a la ciencia y la tecnología, o no logra desarrollar las suficientes, se queda atrapado en el atraso tercermundista. Y ese es un presente en el que la mayoría de nosotros tampoco querríamos vivir.

          Terminaré diciendo que, de todos los países desarrollados, España es uno de los que menos “dubitadores de la ciencia” necesita. Hemos tenido “que inventen ellos” a capazos. Y así estamos como estamos: atrasados, en quiebra y sin perspectivas, como corresponde a cualquier país que no haya apostado y apueste decisivamente por la ciencia y la tecnología como ejes de su desarrollo. No es ninguna cosa rara. Es lo normal.

  52. YUBIL dijo,
    El 4 de junio de 2011 @ 17:18

    Se están sacando tantos temas en el blog que dar mi opinión uno por uno me llevaría un tiempo del que no dispongo. Además me iba a liar. ¿No se están mezclando un poco churras con merinas? Se me ocurre que, por ejemplo, una cosa es el conocimiento científico y otra los valores que una sociedad promueve. Evidentemente, en última instancia, hay una interrelación: un tipo de sociedad condiciona determinada orientación científica y tecnológica, y un descubrimiento equis de ésta puede cuando menos influir en nuevos comportamientos sociales.

    A mi entender, la investigación científica, si lo es, es la que más nos acerca a eso que llamamos conocimiento de la realidad, con todas las comillas que se le quieran poner a este concepto. Y SÍ, sí hay un avance de la humanidad en la medida en que las creencias mágico-simbólicas (mitologías, supersticiones, etc.) sobre lo que “es todo esto”, van dejando paso al método de análisis e investigación científico. Y si a este método alguien lo convierte en religión, pues ya no es científico. La ciencia bien entendida, al prescindir de un “por qué” y un “para qué” teleológico, al estar además todavía muy en pañales, no nos abandona pero sí nos deja ante un inmenso vacío psicológico. ¿Y qué? Habrá que acostumbrarse de una vez a, vanidades y egos antropocéntricos aparte, saber vivir con ello. A no rellenar el hueco de cualquier manera. A manejar metafísicas ¿por qué no? pero siendo conscientes de que lo son.

    Parecerá una tontería lo que voy a decir, pero las aplicaciones tecnológicas son las que me convencen de que la ciencia nos acerca mucho más a la “verdad de las cosas” que, por ejemplo, la religión. Desde el interruptor que da paso a que mi casa se ilumine hasta el ordenador mediante el cual ahora os estoy dando la brasa, me están diciendo que hay detrás mucha investigación científica ratificada por una tecnología que al funcionar le demuestra a la propia ciencia que sus cálculos y conocimientos de una parte de “la realidad” eran reales. Eran ciertos, eran verdad. Así que yo me digo: éste es el mejor camino de conocimiento. Podéis seguir poniendo algunos todas las comillas que queráis, pero hay hechos que ahí están. Si no te quitas de la vía cuando el tren pasa, te pilla. Testaruda realidad.

    En cuanto al desfase entre el avance científico-técnico y el avance moral, entendido éste desde una perspectiva de los Derechos Humanos en su totalidad, esa es otra cuestión que tenemos por delante pero que no afecta al método científico en sí, sino a qué poderes lo manipulan, tergiversan y explotan con una orientación favorable a sus intereses. Y, es curioso, si también nos adentramos en el campo del cambio social en plan activistas, nos va ayudar enormemente el método científico que se aplique a las ciencias sociales.

    Y paro. Un saludo.

  53. Arturo Barea dijo,
    El 7 de junio de 2011 @ 3:27

    Yo diría que C, es el troll de Moscacojonera, todo un blog tiene uno, y este además es franquista y ultracatólico. En fin, paciencia.

  54. Doraemon dijo,
    El 8 de junio de 2011 @ 17:40

    Fuaaa… esta vez te has pasao, Yuri.
    ¿alguien que no sea físico ha entendido algo?
    Pero vamos… fuera de la parte física, muy interesante.

  55. Casi un físico dijo,
    El 25 de junio de 2011 @ 4:34

    jajaj como me reí con esta respuesta:

    ¿Y el espaciotiempo? ;-)

    Pienso que es una variedad Hausdorff paracompacta, suavemente conectada, de cuatro dimensiones, provista con una métrica de Lorentz suave orientada en el tiempo.

    Lamentablemente esta es la única respuesta precisa que se podría dar. Es el axioma básico de la relatividad general. Para el que le interese saber, lo importante es el concepto de variedad diferenciable (Hausdorff, paracompacta, suavemente conectada, son restricciones que se imponen sobre la topología de la misma y son detalles que se pueden obviar en una primera lectura, aunque son muy inportantes). La meta de la relatividad general es formular un modelo matemático del espaciotiempo, que es el conjunto de todos los eventos (un evento es un “punto del espacio en un instante del tiempo”, para más detalles ver Geroch: General Relativity form A to B). Una variedad diferenciable es una entidad o concepto matemático que se define (a grosso modo) como un conjunto que tiene la propiedad de que, al menos localmente, sus elementos pueden ser caracterizados mediante n números reales (n sería la dimensión de la variedad). Por ejemplo, si definimos el tiempo como el conjunto de todos los instantes, cuando miramos un reloj, no estamos viendo el tiempo, sino que estamos viendo como los instantes del tiempo están siendo parametrizados mediante números reales, y esta es la cuestión fundamental. Cada evento del espaciotiempo se puede caracterizar mediante cuatro números reales y de ahí que se modela matemáticamente al mismo como una variedad tetradimensional. Lo bueno es que en una variedad se pueden definir naturalmente nociones como la curvatura, la métrica, etc, si tenemos que el espaciotiempo es una variedad, lo demás viene de regalo.
    (Nota: “Pienso que es una variedad Hausdorff paracompacta, provista con una métrica…”, si la variedad es Hausdorff y metrizable, esto implica que es paracompacta y entonces no hace falta exigir esta condición, ver Hawking y Ellis, pág. 57)
    En cuanto a la polémica del “estudio de lo inservible”, la solución de Schwarzschild que se menciona en el artículo se utiliza para corregir ligeras desviaciones en los tiempos de los satélites de los GPS, correcciones sin las cueles todo el sistema no podría funcionar.
    Para el que quiera entender la relatividad general, que no es taaaaan difícil realmente, le recomiendo que tome el Wald (Robert Wald: General Relativity) y lo lea de cabo a rabo. Saludos

    • ZCL dijo,
      El 2 de julio de 2011 @ 22:45

      Os dejo unas orientaciones bibliográficas sobre relatividad general, para quien quiera saber más.

      El texto citado en el comentario de arriba de Robert Geroch, “General Relativity from A to B” (The University of Chicago Press, 1978), está dirigido a estudiantes de áreas no técnicas y puede servir perfectamente para quién sólo desee comprender la física fundamental subyacente en la teoría de la relatividad general. Introduce el espacio-tiempo y sus aspectos clave, incluyendo una revisión de los conceptos de espacio y tiempo clásicos, para pasar directamente a rematar la faena con sendos capítulos acerca de la curvatura del espacio-tiempo y la solución clásica de la ecuación de Einstein (agujeros negros). El autor es un distinguido profesor de física-matemática y el estilo de exposición es riguroso pero sin aparato matemático. No es un texto de divulgación científica.

      Para quién desee un texto de esta última categoría, divulgación científica, riguroso pero con un lenguaje algo más amigable e informal, sugiero Jim Al-Khalili, “Black Holes, Wormholes & Time Machines” (Institute of Physics Publishing, 1999). El autor, investigador en el área de física nuclear, recibió el encargo de preparar unas lecciones sobre el tema para presentarlas en colegios e universidades a un público no especializado, de modo que la obra surgió como texto escrito de estas charlas. El estilo es ágil y directo, de modo que la lectura se hace rápida una vez quedas enganchado. Al igual que Geroch no recurre a ecuaciones matemáticas y se centra en explicar el espacio-tiempo y los agujeros negros, pero a diferencia del anterior incluye dos capítulos para tratar la parte más especulativa de la relatividad general: los agujeros de gusano y la posibilidad de plantear máquinas del tiempo. En el recopilatorio final pone todo el asunto en perspectiva dentro de la corriente en que se desarrolla la física teórica actual.

      Para una introducción conceptual más técnica a las teorías de la relatividad de Einstein se tiene la siguiente referencia: G.F.R. Ellis, R.M.Williams, “Flat and Curved Space-Times” (2nd edition, Oxford University Press, 2000). Es una obra que trata con abundantes explicaciones y diagramas todos los conceptos y resultados clásicos de la teoría de la relatividad especial y general (sistemas de referencia, dilatación del tiempo, contracción de longitudes, transformación de Lorentz, espacio-tiempo plano y curvo, principio de equivalencia, ecuación de Einstein, tensor métrico, solución de Schwarzschild y agujeros negros, modelos cosmológicos y materia oscura). Asimismo se adentra brevemente en áreas aledañas como la gravedad cuántica, las soluciones aproximadas a la ecuación de Einstein y la ruptura de la simetría en teorías de campo gauge. La matemática que se utiliza es muy comedida. Altamente recomendable.

      A partir de aquí, a quién quiera profundizar en la relatividad general se le exige un mayor nivel de madurez matemática (adicionalmente, deberían abordar preliminarmente la relatividad especial, para lo cual existe una ingente bibliografía). Usualmente todos los textos universitarios de relatividad general explican el aparato matemático necesario, unos en mayor medida y otros en menor, unos mejor y otros peor. La matemática de la relatividad general es la geometría diferencial o riemanniana (también llamada en el pasado cálculo diferencial absoluto).

      Siendo imposible reseñar extensamente una a una todas las referencias que siguen, las clasificaré simplemente según su nivel (básico, avanzado) y dentro de cada nivel las referencias se exponen según el orden creciente de dificultad aproximado que pueden plantear desde mi punto de vista.

      Nivel básico

      I.R. Kenyon, “General Relativity” (Oxford Science Publications, 1990). Excelente por selección de temas y extensión acotada, incluye un capítulo que contextualiza la gravedad cuántica. Ideal para un curso trimestral a físicos generalistas.

      B.F. Schutz, “A First Course in General Relativity” (Cambridge University Press, 1985). Un clásico rejuvenecido recientemente con una segunda edición (2005). Muy accesible.
      H. Ohanian, R. Ruffini, “Gravitation and Spacetime” (2nd edition, W.W. Norton & Company, 1994). Antes de zambullirse en la relatividad general explora la física newtoniana y el desarrollo lógico que lleva a la relatividad restringida y sus consecuencias. Incluye un capítulo sobre universo temprano e inflación cósmica.

      Ta-Pei Cheng, “Relativity, Gravitation and Cosmology. A Basic Introduction” (2nd edition, Oxford University Press, 2010). De la última hornada y de un prestigioso físico de partículas. A pesar del subtítulo, una excelente referencia por amplitud de temario, rigurosidad y actualidad.

      R.J. Adler, M.J. Bazin, M. Schiffer, “Introduction to General Relativity” (2nd edition, McGraw-Hill Book Company, 1975). Otro clásico y difícil de encontrar. Las copias en buen estado se pagan a precio de oro.

      O.Gron, S.Hervik, “Einstein’s General Theory of Relativity” (Springer, 2007). De dos entusiastas profesores universitarios, incorpora doscientas páginas de temas avanzados difíciles de encontrar en otros textos.

      Nivel avanzado

      C.H. Misner, Kip S. Thorne, J.A. Wheeler, “Gravitation” (W.H. Freeman and Company, 1973). Denominado la “guía telefónica” por su volumen (1300 amplias páginas), es el clásico por antonomasia para los estudiantes de grado intermedio. A pesar de la fecha de publicación, sigue siendo una referencia ineludible. Amplia exposición del aparato matemático con profusión de diagramas –visión algebraica y geométrica. Los autores forman parte de la leyenda de la física teórica del siglo XX.

      V. Fock, “The Theory of Space Time and Gravitation” (Pergamon Press, 1959). De un eminente físico teórico soviético, trata varios temas de un modo original y a la vieja usanza –visión algebraica. A pesar de la edad, otro clásico.

      S. Weinberg, “Gravitation and Cosmology” (John Wiley & Sons, 1972). Una obra maestra de un Premio Nobel. Aquí no ha lugar a banalidades. Precisión, brevedad, sutileza e idiosincrasia. Visión algebraica, nada de geometría en el tratamiento de los temas.

      R.W. Wald, “General Relativity” (The University of Chicago Press, 1984). El preferido por los estudiantes de postgrado por su tratamiento actual en base a la visión geométrica del espacio-tiempo. Se aproxima más a un texto de física matemática que a un texto de física teórica. En cualquier caso, imprescindible.

      S.W. Hawking, G.F.R. Ellis, “The Large Scale Structure of Space-Time” (Cambridge University Press, 1973). El fundamento de la moderna visión geométrica del espacio-tiempo. Un libro seminal. Quedará como un hito de la física matemática. Concentrado y exigente.

  56. guillermoese dijo,
    El 25 de junio de 2011 @ 15:43

    despues de tres meses viviendo literalmente a la luz de unas velas tengo un mono de electricidad gordo y ninguna gana de desintoxicarme.
    y no veas lo chungo que es leer ciencia o ficcion con pocas candelas.

  57. El 10 de septiembre de 2013 @ 6:50

    ya he leido casi todo yo tengo un nano tubo de carbon en cristal carbonado pero como que a nadie le intereza investigarlo si es un meteorito ok pues quiero donar las piedras para la ciencia pues son muy antiguas tienen las marcas y las chispas del impato quiero vender los tubos si les intereza me pueden mandar un mensaje al correo o me pueden llamar al celular 3215941832 en colombia gracias por su atencion

  58. Darren dijo,
    El 16 de noviembre de 2013 @ 3:26

    Estuvo muy bueno, tal vez yo sea joven pero mis ideas estuvieron muy cerca a las de el doctor Sergei Krasnikov gracias a los documentales de discovery y history sobre el espacio tiempo y los agujeros de gusanos pero me gustaria saber como crear un agujero de gusano artificial por decirlo asi ya que no va hacer propio del universo sino por la mano intencional del hombre y una pregunta como sabriamos en que fecha llegaremos al cruzar el tubo de Krásnikov y en que lugar y aparte como sabremos el largo osea como sabremos que la velocidad de la luz sera necesaria para cruzarlo y tambien como sabremos que al momento de logarlo se tendran los mismos resultados despues como sabremos que no cammbiara…
    bueno gracias por todo algunas dudas se me aclararon pero me faltan mas muchos
    tengo un nuevo interes gracias

Escribe un comentario

 

10 Trackbacks \ Pings »

  1. mayo 26, 2011 @ 11:30

    [...] La casi-máquina del tiempo del Dr. Krásnikov (con entrevista al Dr. Krásnikov) http://www.lapizarradeyuri.com/2011/05/26/la-casi-maquina-del-ti…  por Milhaud hace 2 segundos [...]

  2. mayo 27, 2011 @ 2:19

    [...] La casi-máquina del tiempo del Dr. Krásnikov (con entrevista al Dr. Krásnikov) [...]

  3. mayo 27, 2011 @ 3:13

    [...] La Pizarra de Yuri: La casi-máquina del tiempo del Dr. Krásnikov (con entrevista al Dr. Krásnikov… [...]

  4. mayo 30, 2011 @ 8:05

    [...] Sergei Krásnikov Entrevista en La Pizarra de Yuri [...]

  5. Anónimo dijo,
    mayo 31, 2011 @ 19:48

    [...] [...]

  6. junio 30, 2011 @ 4:09

    [...] Fuente: La pizarra de Yuri (Entrevista al Dr. Krásnikov) 26/06/2011 [...]

  7. julio 23, 2011 @ 16:26

    [...] ¿Quién no ha soñado alguna vez con viajar en el tiempo o con atravesar un portal en dirección a mundos remotos? A los ojos de mucha gente, esto son sólo fantasías o argumentos para historias de ciencia-ficción. [...]

  8. mayo 7, 2012 @ 21:48

    [...] de que la realidad no sea tal como la conocemos. No se pierdan esta entrevista del magnífico blog La Pizarra de Yuri al Profesor Sergei Krásnikov sobre la máquina del tiempo o este documental de la BBC que nos [...]

  9. abril 7, 2014 @ 14:00

    […] El tiempo es un hecho físico real, que Aristóteles definió como la medida del cambio (Física, libro IV, partes 10-13.) Aunque Aristóteles esté bastante superado en estos temas, y aunque hubo otros que defendieron que el tiempo no existe con mejores argumentos, va a ser que sí existe, o algo que se le parece mucho. Si no existiera el tiempo, o algo que se comporta exactamente como el tiempo, este sería un universo estático, congelado en su mismísimo momento inicial. El tiempo y la entropía están estrechamente relacionados. Tanto, que hay quien los considera dos avatares del mismo hecho físico: el que obliga al universo a cambiar constantemente (por ejemplo, creando, desarrollando y destruyendo a cosas como tú o yo o las estrellas) y lo empuja irreversiblemente hacia adelante (o sea, hacia donde apunta la flecha del tiempo) sin parar. La flecha del tiempo, a su vez, quedó determinada por la bajísima entropía del universo inicial. En realidad el tiempo no es sino una de las cuatro dimensiones del espaciotiempo. El doctor Sergéi Krásnikov de Púlkovo tuvo a bien aclararnos un poco todo esto para este blogaquí. […]